Print pagePDF pageEmail page

El PP inicia este nuevo mandato con el objetivo de ser útiles a la ciudadanía para convertir nuestra ciudad, en un lugar de oportunidades para nuestros vecinos y vecinas.

De oportunidades para todos: comerciantes, emprendedores, familias, jóvenes, mayores; de oportunidades para las personas más vulnerables, de oportunidades para conseguir una ciudad no excluyente y plenamente accesible.

Y aunque la ciudadanía ha apoyado de forma absoluta al PSC, esperamos que no sea entendido como un cheque en blanco para hacer y deshacer a su antojo, sin atender las muchas sensibilidades que hay en la ciudad.

Nosotros, desde la oposición, seremos leales a la ciudad, apoyando todas las propuestas que sean positivas su ciudadanía, pero también seremos exigentes a la hora de reivindicar soluciones reales para que LH avance.

Tenemos grandes proyectos a largo plazo por delante: como el soterramiento de las Vías -firmado durante el gobierno de Mariano Rajoy-, o el PDU GranVía y Can Rigalt que precisan un replanteamiento para lograr el consenso de todos.

Y en nuestro día a día debemos centrarnos en mejorar nuestros barrios: la limpieza, el incivismo o la seguridad, problemas estructurales que precisan soluciones sin complejos.

En definitiva, LH debe tener como protagonista a las personas, poniéndolas en el centro de las políticas municipales, para lograr una ciudad más humana y habitable para los que vivimos en ella.